Menu Tumedico
Buscar
Iniciar Sesión
Últimas
Noticias
Sé parte de
nuestros suscriptores
Únete y recibe las
noticias más destacadas
de la semana
Síguenos

Nutrición

Conoce la actualidad en temas de salud,
te ofrecemos la mejor información en bienestar, salud y vida.
Disfruta de los beneficios de los huevos de codorniz

Disfruta de los beneficios de los huevos de codorniz

¿Aún no has probado el huevo de codorniz? ¡Es momento de que conozcas sus magníficas propiedades! Anímate a prepararlos en casa, sancochados, en guisos, en ensaladas o sopas, para tu deleite y el de tu familia. De acuerdo con el portal salud-natural.com, este increíble alimento supera por mucho a los beneficios que proporciona el consumo de huevo de gallina, no sólo por las vitaminas y minerales que posee, sino porque es bajo en colesterol y ayuda a combatir las alergias que afectan al sistema respiratorio.

Ideal contra la hipertensión. Si eres hipertenso, comer huevo de codorniz también te puede resultar muy positivo, es importante que lo converses con tu médico personal, pues según diversos nutricionistas, las grasas que contiene este huevo ayudar a regular la presión arterial y posibilita la elasticidad de las arterias.

Cuida tu corazón. Uno de sus valores más reconocidos es que el huevo de codorniz tiene un alto contenido de Omega 3 y selenio, compuestos importantes para la regeneración de células y protector del sistema cardiovascular.

Rico en nutrientes. "El huevo de codorniz posee un alto contenido de vitaminas y minerales, los cuales son tres veces mayores al huevo de gallina y se le considera como un alimento dietético y curativo. Ya que almacena minerales como fósforo, calcio, hierro, potasio, zinc, magnesio y las vitaminas A, C, D, E, K así como el complejo B donde resalta el contenido de B2 y B5", explicó para publimetro.pe la nutricionista Nefi Mendoza, de Solidaridad Salud.

Contra la tuberculosis. En China, las personas consumen huevo de codorniz para el tratamiento contra la enfermedad de la tuberculosis. Lo mismo para sanar el riñón, el hígado y la vesícula biliar.

Puedes comerlos en la mañana, con el desayuno, a la hora del almuerzo como una entrada o en la noche, al momento que desees, solos con una pizca de sal al gusto o acompañado con ensalada y verduras.










Navega por nuestra web
Comunícate con tumedico.com
El Caribe | Ecuador | Estados Unidos | Perú | Venezuela
Información: +58 (212) 762.48.41 o info@tumedico.com
Publicaciones: ventas@tumedico.com
Grupo Empresarial Tecnología y Medicina 2010, C.A.
© 2010 tumedico.com RIF: J-29946696-9
Todos los derechos reservados.