Menu Tumedico
Buscar
Iniciar Sesión
Últimas
Noticias
Sé parte de
nuestros suscriptores
Únete y recibe las
noticias más destacadas
de la semana
Síguenos

Salud

Conoce la actualidad en temas de salud,
te ofrecemos la mejor información en bienestar, salud y vida.
Ovario poliquístico y síndrome de ovario poliquístico

Ovario poliquístico y síndrome de ovario poliquístico

En la actualidad, entre 6 y 10% de las mujeres en edad reproductiva sufren del síndrome del ovario poliquiístico (SOP), según reseña el médico Ricardo Sainz de la Cuesta, jefe del servicio de Ginecología del Hospital Universitario Quirónsalud.

Este padecimiento se debe diferenciar de lo que con frecuencia se observa en las consultas ginecológicas: mujeres que tienen uno o los dos ovarios poliquístico (OP), lo que se estima es común en el aparato reproductor femenino.

Ambas afecciones deben ser controladas; sin embargo, solo el síndrome de ovario poliquístico amerita tratamiento. Esta patología se vincula con síntomas como ausencia de menstruación (períodos anaovulatorios) y síndrome metabólico relacionado con problemas cardiovasculares o con diábetes. En cambio, la condición de ovario poliquístico está asociada a ovulación dolorosa y menstruaciones irregulares.

El OP se manifiesta comúnmente en mujeres jóvenes, que son muy fértiles, por lo que tienen muchos folículos en los ovarios y esto es lo que produce dolores y quistes en el proceso de ovulación. Pese a que no es una condición hereditaria, Sainz apunta a que existe una mayor predisposición en las hijas con madres que han padecido la enfermedad u otras afecciones como endometriosis o miomas.

Las mujeres que sufren de OP también presentan variaciones de su estado emocional durante los días de ovulación, debido a que experimentan una mayor producción de hormonas. También es posible, aunque no muy frecuente, que aparezca hirsutismo (exceso de vello producto del trastorno de las glándulas suprarrenales), acné y pérdida del cabello.

Por otra parte, el padecimiento de síndrome de ovario poliquístico puede llegar a producir obesidad e incremento de riesgo metabólico. De aquí la importancia de ser tratado a tiempo, ya que podría desencadenar resistencia a la insulina, destaca el médico. También reduce la fertilidad en las pacientes debido a la confluencia de períodos anaovulatorios, ovulación irregular y amenorrea, que reducen las posibilidades del embarazo.

Debido a la similitud entre estos padecimientos, no solo en el nombre, sino en sus síntomas, es de vital importancia la consulta médica especializada para determinar el programa a seguir. Sainz explica que, de ser una OP asintomático «solo se debe llevar la vigilancia rutinaria»; si presenta acné, dolores de menstruación o hirsutismo, además de otro síntoma producido por la elevación de la testosterona, «se suele prescribir tratamiento hormonal para reducir los quistes». Si el caso es de SOP, se debe tratar primero desde la dieta diaria del paciente con el apoyo de un médico endocrinólogo.

No existe cura definitiva a estas enfermedades, sino solo el alivio de los síntomas a fin de mantener la calidad de vida de la afectada.

Con información de www.demedicina.com










Navega por nuestra web
Comunícate con tumedico.com
Información: +58 (212) 762.48.41 o info@tumedico.com
Publicaciones: ventas@tumedico.com
Grupo Empresarial Tecnología y Medicina 2010, C.A.
© 2010 tumedico.com RIF: J-29946696-9
Todos los derechos reservados.