Menu Tumedico
Buscar
Iniciar Sesión
Últimas
Noticias
Sé parte de
nuestros suscriptores
Únete y recibe las
noticias más destacadas
de la semana
Síguenos

Belleza

Conoce la actualidad en temas de salud,
te ofrecemos la mejor información en bienestar, salud y vida.
Mejora las Cutículas de tus manos

Mejora las Cutículas de tus manos

Sin lugar a dudas las uñas son un elemento sumamente importante en el cuidado de tu cuerpo, ya que forman parte de nuestra carta de presentación. Las manos siempre están expuestas, por lo que es necesario tener un cuidado especial con la piel, con las uñas y por supuesto con las cutículas.

Aunque a veces pasan desapercibidas y no les damos toda la importancia que tienen, estos (a veces molestos) pellejitos tienen la función de proteger el lecho de la uña, su cuna y lugar de nacimiento, y, por tanto, su parte más frágil. Es decir, si se elimina la cutícula, se corre el riesgo de que la uña crezca mal o sea presa de cualquier infección oportunista. Actuando como un sello entre el dedo y la uña, la protege de infecciones y problemas, por lo que no debe eliminarse nunca a golpe de tijeretazo. En ocasiones las cutículas se ponen duras o molestas y surgen las ganas de eliminarlas con lo que encontremos, solución que al final es la peor de todas las opciones.

El problema se agrava cuando tus manos tienden a resecarse, pues las cutículas que se forman en ellas son mucho más grandes y gruesas de lo habitual. Toma notas de los siguientes consejos que van a permitirte darle a tus uñas un buen aspecto.

Empujar. Empújalas hacia atrás cada vez que te secas las manos, protegiéndolas con la toalla o repasador.

Remover. Remuévelas con ayuda de un palo de naranjo, jamás con una lima metálica.

Masajear. Todas las noches masajea su contorno con una crema. Se irán suavizando de a poco.

Para mantener la flexibilidad de las cutículas y evitar la formación de pellejitos, conviene usar crema de manos con frecuencia, insistiendo en las uñas y alrededores mediante un pequeño masaje. Una o dos veces por semana, usa un gel quita cutículas para ablandarlas: tras su aplicación, basta con empujarlas y frotarlas suavemente con una toalla para mantener su buen aspecto. Y, si necesitas retocarlas con la tijera, asegúrate de desinfectar antes las hojas con la ayuda de un algodón empapado en alcohol para reducir el riesgo de "padrastros" y molestias.

Una vez removidas las cutículas, ya puedes colocarte el esmalte y tus manos quedaran perfectas.









Navega por nuestra web
Comunícate con tumedico.com
Información: +58 (212) 762.48.41 o info@tumedico.com
Publicaciones: ventas@tumedico.com
Grupo Empresarial Tecnología y Medicina 2010, C.A.
© 2010 tumedico.com RIF: J-29946696-9
Todos los derechos reservados.