Menu Tumedico
Buscar
Iniciar Sesión
Últimas
Noticias
Sé parte de
nuestros suscriptores
Únete y recibe las
noticias más destacadas
de la semana
Síguenos

Deporte

Conoce la actualidad en temas de salud,
te ofrecemos la mejor información en bienestar, salud y vida.
El fútbol y las conmociones cerebrales

El fútbol y las conmociones cerebrales

Con frecuencia se culpa a cabecear el balón como la principal causa de conmociones cerebrales en el fútbol juvenil, sin embargo, un estudio de nueve años de duración reveló que limitar el juego brusco es la mejor manera de evitar ese tipo de lesiones en los partidos de fútbol en las secundarias y bachilleratos de Estados Unidos.

Según reportaje publicado por The Associated Press, más de una cuarta parte de las conmociones cerebrales que se estudiaron ocurrieron cuando el jugador cabeceó el balón. Pero más de la mitad de las conmociones relacionadas con los cabezazos ocurrieron con impactos con otros jugadores y no con el esférico. Esas colisiones incluyeron choques cabeza con cabeza, cabeza con codo o cabeza con hombro, informó Dawn Comstock, una investigadora de salud pública de la Universidad de Colorado que dirigió el estudio.

Recientemente se han incrementado las solicitudes para prohibir o limitar el cabeceo en el fútbol juvenil, especialmente entre los menores de 14 años, debido a las preocupaciones sobre el efecto a largo plazo de las conmociones y el traumatismo cerebral repetitivo. Estrellas del fútbol femenil, incluyendo la exseleccionada Brandi Chastain, se encuentran entre las que apoyan la medida.

Pero, Comstock resaltó que si tan solo se apegaran más al reglamento, tendríamos más éxito en reducir las tasas de conmociones cerebrales. El juego brusco se ha vuelto más común en todos los niveles del deporte, pero viola el reglamento que prohíbe la mayoría de los contactos entre jugadores en el campo, señaló.

Más de 1.000 conmociones ocurrieron en partidos entre 2005 y 2014, de una muestra representativa de 100 bachilleratos públicos y privados. Las lesiones de este tipo fueron más comunes entre las mujeres, con un índice de casi 5 por cada 10.000 partidos y entrenamientos, en comparación con casi 3 por cada 10.000 entre los varones.

El cabeceo fue la actividad más común durante la cual se presentaron las conmociones, seguida por defender, el juego en general, ser arquero e ir detrás del balón. El contacto entre jugadores provocó casi el 70% de las conmociones entre los varones, y poco más de la mitad entre las mujeres. Cerca del 30% de las conmociones entre las niñas fueron provocadas por el cabeceo y 17% entre los varones.









Navega por nuestra web
Comunícate con tumedico.com
Información: +58 (212) 762.48.41 o info@tumedico.com
Publicaciones: ventas@tumedico.com
Grupo Empresarial Tecnología y Medicina 2010, C.A.
© 2010 tumedico.com RIF: J-29946696-9
Todos los derechos reservados.